Certificado de Origen: cómo quedar exento de un porcentaje de impuestos

certificado de origen

A la hora de comprar en el extranjero siempre es bueno manejar toda la información disponible para, quizás, ahorrarnos unos cuantos pesos en nuestra importación.

Y con lo anterior nos referimos a que uno que otro dato técnico te ayude a ello.

¿Sabes lo que es un Certificado de Origen, para qué sirve, cuándo utilizarlo y cómo pedirlo? Te lo contamos a continuación.



¿Qué es un Certificado de Origen?

Bueno, la idea no es ponernos muy técnicos ni nada, sólo que sepas de qué estamos hablando de forma general, por lo tanto seremos breves.

Un Certificado de Origen es un documento oficial emitido en el país desde donde estás comprando que certifica algo muy importante: dónde fue manufacturado el producto.

Pero te preguntarás para qué diablos sirve eso, y aquí es donde debes parar tus antenas como comprador de artículos en el extranjero, ya que, básicamente, te ahorra el pago del impuesto aduanero chileno – no del IVA -.

Suena bien, sin embargo para que esto suceda el país de origen debe tener un Tratado de Libre Comercio (TLC) con Chile, por lo que es un documento que no siempre se puede utilizar.

Dado lo anterior, podemos decir que esta documentación oficial nos sirve sólo si el producto fue fabricado en aquellos países que tienen el acuerdo con Chile y no para artículos que se venden ahí.

Ejemplo:  Puedes comprar una caja de pendrives en China, pero si son manufacturados en Indonesia el certificado no es válido.

Lo importante aquí es que los países que nos interesan y de los cuales se trae la mayoría de los productos, son Estados Unidos y China, teniendo justamente ambos TLC con nuestro país. ¡Perfecto!

certificado de origen
Ejemplo de Certificado de origen de USA

¿Un Certificado de Origen me deja exento de impuestos?

Cuando decimos que un Certificado de Origen te deja exento de pagar el impuesto aduanero chileno nos referimos a que no tendrás que desembolsar dinero por el Derecho Ad Valorem del cálculo de impuestos.

Si ya quedaste con muchas interrogantes, aquí un recordatorio de los items considerados por aduanas al momento de sumar valores para calcular los tributos de importación:

  • Valor FOB: este valor corresponde al total de tu compra. Si tomamos como ejemplo una compra en USA con casillas, ten en cuenta que es todo lo que pagaste para adquirirlo, o sea el costo del producto más el flete hacia tu casilla y, quizás,el impuesto que te cobran a veces por el estado desde donde te lo están vendiendo.
  • Valor CIF: es el valor que suma el valor FOB + flete internacional (costo del envío del país donde estás comprando a Chile) + el seguro del envío (de no tener seguro se calcula como el 2% del valor del producto).
  • Derecho Ad valorem: es el 6% del valor CIF que se cobra como tributo a toda mercancía, exceptuando los países con los que se tienen Tratados de Libre Comercio, o sea en el caso que estamos revisando.

Entonces, si tomamos en cuenta que los impuestos corresponden al 19% (IVA) del valor CIF más el Derecho Ad Valorem, podemos decir que este último no se paga presentando un Certificado de Origen, o sea, quedamos exentos de ese 6% del CIF.

Si quieres más información sobre el pago de impuestos puedes revisar este post.

certificado de origen
Ejemplo de Certificado de Origen de China

¿Cuándo utilizar un Certificado de Origen?

Generalmente, un Certificado de Origen se ocupa en grandes y constantes importaciones, ya que la exención de 6% hace la diferencia en cuanto al dinero que estás pagando.

Sin embargo, hay muchas personas naturales que traen productos caros desde China o Estados Unidos, y que hasta superan los USD1000 – necesitando además una agencia de aduanas -, siendo para ellos una gran ayuda esta rebaja arancelaria.

Sin duda alguna, utilizar esta certificación tendrá un impacto positivo en tu importación o en tu compra, es por eso que es un método muy usado por personas que traen mucho desde el extranjero, en grandes y constantes cantidades.

¿Y como hago para pedirlo?

El Certificado de Origen es un documento oficial, por lo que debe venir autorizado por una entidad gubernamental del país vendedor.

Y pedirlo no es difícil, sólo se debe solicitar al proveedor. Si este accede genial, podrás optar al beneficio.

Digamos que por comprar un pantalón o un pequeño artefacto electrónico nadie te dará la certificación – menos si es un producto de menos USD30 que no paga impuestos -, pero sí si estás comprando algo caro manufacturado en los países con TLC.

Recuerda, es una muy buena opción para tus compras en USA y China.

¿Y tú has usado alguna vez un Certificado de Origen? Si es así cuéntanos en los comentarios o consúltanos lo que gustes.

¡Que estés bien!   

¡Si te gustó el post puedes compartirlo!Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on Twitter

1 thought on “Certificado de Origen: cómo quedar exento de un porcentaje de impuestos

Deja un comentario